Senado de la República

COORDINACIÓN DE COMUNICACIÓN SOCIAL

La embajada de Austria en México envió al Senado de la República un oficio en el que manifiesta su preocupación de que se “pretenda aprobar” la minuta que reforma la Ley de Salud, en materia de bebidas energéticas o energetizantes adicionadas con cafeína.

Lo anterior, “sin que se haya hecho una discusión y valoración con la información científica disponible sobre la seguridad” de este tipo de bebidas”.

En este sentido, el embajador Alfred Längle recordó que la República de Austria es el principal productor y exportador de estos productos.

Consideró que la prohibición de adicionar duchas bebidas con vitaminas y minerales carece de sustento científico que la apoye.

Por otra parte, menciona en el oficio, las cargas que se imponen en materia de etiquetado “parecen discriminatorias, desproporcionadas y arbitrarias, toda vez que las mismas se basan en el contenido de cafeína, el cual es similar al de una taza de café, producto ampliamente consumido en México”.

“El gobierno de Austria considera preocupante también que no pareciera que se pretenda regular a una categoría de bebidas o alimentos, sino más bien a un producto o marca en particular, toda vez que se utiliza la fórmula de la bebida producida en Austria”, resalta.

En opinión del embajador, con ello se busca imponerle barreras no arancelarias a su importación y enajenación, “cuando existen otras bebidas similares en México que no calificarían dentro de la definición propuesta.

Explicó que en la “literatura científica” existen estudios y opiniones que demuestran que el consumo de cafeína no representa un riesgo para la salud y aún menos en alimentos que tienen un contenido “moderado de cafeína”.

El gobierno de Austria --agrega-- está en la mejor disposición de proporcionar a los legisladores información evaluada por las autoridades sanitarias europeas, que determina que el consumo de estos productos no constituye un riesgo para la salud de los consumidores.

La embajada austriaca señala que de aprobarse dicha minuta sin que se haya realizado una discusión y valoración sustentada en información científica y veraz, “se estará violando el acuerdo comercial celebrado entre México y la Unión Europea”.

El documento se envió a las comisiones de Salud y de Estudios Legislativos.

--ooOOoo--