Senado de la República

COORDINACIÓN DE COMUNICACIÓN SOCIAL

Versión estenográfica de la Firma del Convenio General de Colaboración para el Intercambio de Archivos Históricos que Formarán parte del Repositorio del Patrimonio Cultural de México, al que convoca la Mesa Directiva, presidida por la senadora Mónica Fernández Balboa, llevado a cabo en la Casona de Xicoténcatl.

 

 

SENADORA MÓNICA FERNÁNDEZ BALBOA: Gracias, muy buenos días.

 

Sean todas y todos bienvenidos aquí, a la Antigua Casona de Xicoténcatl, que es la Casa del Federalismo mexicano.

 

La verdad es que nos da mucho gusto estar esta mañana con ustedes. Y quiero, antes que nada, dar la bienvenida en primer lugar, a la secretaria Alejandra Frausto Guerrero, titular de la Secretaría de Cultura del Gobierno de nuestro país.

 

Y por supuesto, a la doctora Beatriz Gutiérrez Müller, presidenta honoraria de la Coordinación de la Memoria Histórica y Cultural de México.

 

Por supuesto, mi agradecimiento a los titulares y coordinadores de las áreas responsables tanto dentro de la Secretaría de Cultura, como del Senado de la República, responsable de hacer este trabajo tan importante como es resguardar nuestra memoria histórica, la de todo nuestro país.

 

Sean todas bienvenidas, señoras, señores. A mis compañeras senadoras, a mis compañeros senadores.

 

Muchas gracias por estar aquí, es un honor darles la bienvenida en este espacio, donde se han dado grandes debates, que se han vivido momentos históricos para la discusión de ideas, para la construcción de acuerdos trascendentes para las y los mexicanos, y para la expedición de reformas y leyes que han transformado la vida de todos.

 

La historia del Senado se remonta a enero de 1825, aquí hemos comentado que tenemos 195 años, fecha en la que nos constituimos como parte del Poder Legislativo, con motivo de la Constitución de 1824; la primera Constitución del México independiente, cuyo articulado estableció que el Senado sería parte del Poder Legislativo, uno de los tres poderes que conformarían el Gobierno de nuestra nación.

 

En ese sentido, hoy nos reunimos para celebrar nuestro pasado y preservar nuestra memoria histórica documental. Pero también estamos presentes para ver hacia nuestro futuro.

 

Por medio de nuestras acciones del día de hoy, el Poder Legislativo y el Poder Ejecutivo, unimos esfuerzos para garantizar la memoria histórica de nuestro acontecer legislativo. De esta manera, las generaciones presentes y futuras de nuestro país, podrán conocer con detalle los documentos que dan testimonio sobre cómo, cuándo, por qué y quiénes han elaborado las leyes para construir una sociedad más justa y democrática; y que sin duda, son la base para la comprensión de lo que somos, pero también para saber a dónde queremos ir como nación.

 

Nuestras paredes y nuestro hogar, aquí valoramos el apoyo y el compromiso de la Secretaría de Cultura, a iniciativa de la Coordinación de la Memoria Histórica y Cultural de México, para colaborar con nosotros para poner a disposición del público nuestro legado, por medio del Repositorio del Patrimonio Cultural.

 

Este Convenio que hoy nos ocupa, establece las acciones a seguir para catalogar y digitalizar los materiales de nuestro acervo, además de que se autoriza el alojamiento y difusión de los mismos por un tiempo mínimo de 15 años.

 

De igual forma, se establece el compromiso de dar la adecuada promoción a nuestro material histórico digital, garantizando el acceso al público en general, de la información contenida en el Repositorio, respetándose en todo momento los derechos de propiedad intelectual de los materiales; así como con la legislación de datos abiertos en la materia.

 

Estoy segura de que con la formalización de este Convenio, daremos un gran paso en la ardua tarea de seguir transformando a México basados en el conocimiento de sus raíces y de la labor que han realizado generaciones de representantes de las entidades federativas, las cuales dan forma al Senado de la República.

 

En lo personal, y como titular de la Presidencia del Senado de la República, me siento profundamente emocionada y comprometida para que las obligaciones que asumimos, se conviertan en poco tiempo en una realidad al alcance de todas y todos los mexicanos.

 

Gracias por su compromiso.

 

PRESENTADORA: Queda en uso de la palabra, la secretaria de Cultura del Gobierno de México, licenciada Alejandra Frausto Guerrero.

 

SECRETARIA ALEJANDRA FRAUSTO GUERRERO: Muchas gracias.

 

Muy brevemente, agradecer, senadora Presidenta, senadoras, senadores, por invitarnos a su casa, siempre es un placer venir a Xicoténcatl. Cuando vamos al nuevo Senado, siempre se extraña este, ¿por qué? Porque tiene historia, porque tiene algo que nos reúne hoy, que es esta memoria sobre muchos acontecimientos sobre cómo se fueron plasmando en leyes.

 

Si bien los servidores públicos como nosotros, solamente podemos hacer lo que la ley nos marca, los ciudadanos son libres de hacer todo aquello mientras la ley no se los prohíba. Y esas leyes se han ido gestando en recintos como este; y esa memoria es muy importante conocerla, porque hay épocas en donde, hace rato veíamos en los documentos o en las medallas conmemorativas, cuando la mujer no podía votar; cuando los senadores eran solamente hombres.

 

Una fotografía como la que vimos, del Senado del ’17, ahora que se saque una fotografía igual, me imagino que la realidad cambia radicalmente, la vida cambia radicalmente. Pero si no tenemos consciencia de la historia, estamos condenados a, desde la ignorancia, cometer errores y hacer absurdos.

 

Entonces, es para la Secretaría de Cultura, un honor…

 

…para la Secretaría de Cultura, un honor ser parte del Consejo de la Memoria Histórica que, como sabemos, es una ocupación de primer nivel en esta Administración, desde Presidencia de la República, y con un interés muy especial de sacar a la luz y de tener generosamente la información para los investigadores, para los historiadores, para la ciudadanía, desde el compromiso más profundo de la doctora Beatriz Gutiérrez Müller.

 

Querida Beatriz, es un gusto colaborar con este proyecto en común, que es el rescate de esta memoria; el trabajo constante que hacemos en las distintas instituciones de la Secretaría, como el Instituto Nacional de Antropología e Historia, hoy verán documentos que pertenecen a la Biblioteca justamente del Museo de Antropología, y todos aquellos esfuerzos que estamos haciendo de la mano de esta Comisión.

 

Agradezco por supuesto la colaboración estrecha con el doctor Eduardo Villegas, que trabajamos muy de la mano en este sentido.

 

Si tenemos como proyecto común conocer nuestra historia y poner al centro aquellos archivos que se encontraban en el último de los lugares de los espacios públicos, vamos a construir una ciudadanía más consciente y más justa.

 

Así que agradezco, por supuesto, senadora, la invitación.

 

Cuentan con nosotros. Tienen un recinto extraordinario y el compromiso asumido para fortalecer la iluminación del mural de González Camarena, que es una narrativa histórica extraordinaria.

 

PRESENTADORA: A continuación, se procederá a la Firma del Convenio General de Colaboración, para el Intercambio de Archivos Históricos que Formarán parte del Repositorio del Patrimonio Cultural de México, Memórica.

 

(FIRMA DEL CONVENIO)

 

Muchas gracias.

 

La doctora Beatriz Gutiérrez Müller dirigirá unas palabras.

 

DOCTORA BEATRÍZ GUTIÉRREZ MÜLLER: Muy buenas tardes, señora presidente del Senado de la República, Mónica Fernández.

 

Senadores y senadoras que representan por estar aquí una vocación por comprender los grandes tesoros que contienen muchísimos recintos en nuestro país, donde quiera que se busque desde las casas de uno hay un tesoro; en los recuerdos de la abuela, las cartas del bisabuelo, las pinturas o cosméticos, o pinturas de óleo o cosméticos, hay todo un acervo siempre en las casas.

 

Y cuando me preguntan, ¿por qué debemos recuperar nuestra memoria? Pues es porque es afectivamente lo que nos explica en muchos de los casos por qué hoy somos como somos.

 

Eso comienza en casa, en la comunidad, en la ciudad, en el país; y esta es una nación afortunadamente gloriosa, heroica, que ha sobrevivido todo tipo de calamidades, huracanes, sismos, una cultura amenazada, sociedad y cultura amenazadas por invasores, exterminadores y una serie de problemas que se han suscitado desde el México independiente a la fecha, que están plasmados en los documentos que muchos de ustedes pudieron apreciar en esta visita sobre los documentos fundacionales de México.

 

Desde luego, están los prehispánicos, y eso completa la totalidad de nación que hoy conformamos con 31 estados y esta querida capital.

 

México también ha sido un país de mucha pluralidad y diversidad. En esa diversidad y pluralidad, aquí en este Senado, en su tiempo se reflejaron esas discordias y esas concordias históricas, al punto que se creó el mentado fuero, para evitar que por diferencias políticas o ideológicas sacaran las pistolas y se ejecutaran aquí mismo a quienes pensaban diferente.

 

Por eso es, de alguna forma, un poco penoso que este día algunas fracciones parlamentarias del ilustre Senado de la República no estén presentes, porque también son parte de esa cosmovisión diferente desde lo político (falla de origen) que representa a esta Cámara de Senadores, en donde están todos los estados de la República conformando el corpus legal de una nación soberana, libre y en donde los ciudadanos ejercen a plenitud sus derechos.

 

Los echaremos de menos y echaremos de menos lo que hicimos hoy, este gran diálogo con nuestra propia historia, revisando cómo en los diarios de debate o en el Diario Oficial quedaron plasmadas las firmas de lo que cada quien por su propia cuenta sostenía.

 

Así que aquel que no haya tenido esta gran oportunidad de venir hoy a compartir este fragmento de la historia que quedará para futuras generaciones, se la pierde; y se la pierde, porque creo que es un agasajo poder revisar y constatar que en este país nos ha costado muchísimo la libertad que tenemos, la libertad de pensamiento, la libertad de asociación, la libertad de tránsito, los derechos individuales y las garantías sociales que ustedes conocen perfectamente bien, porque conocen al dedillo la Constitución de 1917 y sus reformas y adiciones.

 

Se los comento, porque extraño que no estén aquí estas representaciones y, si no tienen disposición de establecer este diálogo con su historia, la verdad es que se la pierden, se la pierden. Y creo que los que hemos aceptado hacerlo, estamos todo el tiempo en este tránsito por los papeles viejos de México, recordando que somos un país plural, que el pensamiento único es una política propia de los déspotas, y aquí en México hemos tenido sólo dos realmente: Santa Anna y Porfirio Díaz.

 

Y entonces, lo demás todo es diálogo, conciliación, debate, debate a veces muy acalorado, debate muy apasionado, pero al final eso, un diálogo que implica eso, la palabra en medio de dos seres humanos o dos pensamientos distintos, o tres, o cuatro, que buscan siempre un entendimiento porque lo más importante en el hombre es su comunicación y la violencia nunca, nunca, nunca llega a ningún lado.

 

Ahora que vimos este episodio de disolución del Congreso en 19 y su reinstauración después de la República restaurada, con Benito Juárez, vemos qué importante es volver a tomar esta institucionalidad y que los representantes de aquel tiempo, senadores, diputados, volvieran a dar cauce constitucional y legal a las muchas quejas que había por la invasión extranjera y la disolución del Congreso, tanto diputados como senadores, o la intervención francesa.

 

Me da muchísimo gusto y realmente es un día histórico estar aquí porque para la Coordinación Nacional de Memoria Histórica, que dirige Eduardo Villegas, es un logro que se haya firmado este convenio, porque nos va a permitir, yo ayudándole desde el Consejo de Memoria Histórica, nos va a permitir a todos que los documentos valiosos que ustedes tienen aquí preservando también, puedan formar parte de una plataforma que se dará a conocer el 18 de febrero de 2020.

 

Y esa fecha, no es una fecha ociosa, no teníamos nada que hacer ese día y dijimos; hemos escogido, y digo hemos porque hay un grupo de personas que estamos apoyando a Eduardo Villegas y a la Directora de Memoria Histórica, Gabriela Pulido, aquí presente, escoger efemérides que han ido distinguiendo a este país, como yo, que en este recorrido queda constatado el hecho heroico de Belisario Domínguez.

 

Y hago un pequeño paréntesis, no sólo extenderme, yo digo, como Baltasar Gracián, lo bueno, si breve, dos veces bueno.

 

Pero me recordó que hay otro senador involucrado en el asesinato de Belisario Domínguez -no involucrado en el sentido negativo-, que no vi en la Medalla Belisario Domínguez, ni veo recordar en ningún rincón de este Recinto, que quizá al rato podamos rescatar de él algo de su memoria, y el Luis del Toro.

 

Luis del Toro fue un senador, que después del asesinato de Belisario Domínguez, hizo lo mismo, subir a Tribuna y denunciar que Belisario Domínguez no se había muerto casualmente por una pancreatitis, sino que realmente había sido ejecutado.

 

Luis del Toro, chiapaneco, periodista chiapaneco, que estaba en este Senado denunciando, y le pasó igual que a Belisario. Salió de aquí, se fue a hospedar a un hotel y casualmente apareció difunto y la prensa de la época, para entonces ya con un poco más de fuerza, después del asesinato de Victoriano Huerta, le dio algún lugar a Luis del Toro.

 

Les recomiendo rescatar su memoria porque creo que es una labor heroica haber denunciado al asesino que denunciaba a otro asesino, y restableciendo el orden constitucional.

 

Vuelvo y termino. Es para nosotros muy importante este convenio porque ustedes los senadores tienen una gran, bueno, no todos los senadores, porque ya vimos que no todos están aquí, pero los que tienen mucho entusiasmo por recuperar nuestra memoria nos van a permitir a todos los mexicanos conocer esos tesoros que están allí y otros más, en una plataforma pública que se lanzará, repito, el 18 de febrero.

 

Y, para los que conocen mucho sobre lo que ocurrió precisamente con el golpe de Estado de Victoriano Huerta al régimen legal y legítimamente constituido de Francisco I. Madero, pues el 18 de febrero es una fecha fundamental, ese fue el día que Gustavo Madero fue aprehendido, era diputado o senador, ya no recuerdo, diputado, fue diputado -voy a averiguarlo-, y ese es el mismo día que estos golpistas detienen por la tarde-noche a su hermano Francisco, Presidente de México.

 

Queremos, y creo que muchos, recuperar el legado de muchos mexicanos que suenan, se oyen, uno los ve en las calles, tienen sus nombres, en los bustos, en los parques, en algunos títulos de libros, pero no sabemos qué hicieron.

 

Alguna vez publiqué algo sobre Gustavo A. Madero y una persona en Facebook me corrigió, “señora, está usted equivocada, se llama Francisco”. Y sí, sí, Francisco Existe, pero también existió su hermano y fue cruel y vilmente asesinado el 18 de febrero de 1913, en la Ciudadela.

 

Entonces, hemos elegido esa fecha por considerar que debemos dignificar el gran legado de Gustavo A. Madero, que es una figura importantísima en estos hechos trágicos, que ustedes aquí conmemoran a diario, que es la Decena Trágica, y por consecuencia, la disolución del Congreso, tanto Senado como Cámara de Diputados, y el posterior asesinato de Belisario Domínguez, por denunciar el asesinato de Francisco I. Madero.

 

Les agradezco muchísimo que nos permitan firmar este convenio, porque esto es un escollo legal que había que zanjar para que la plataforma pueda tener en dominio público o en dominio universal, los documentos libres de derechos de autor, como nuestras leyes, nuestra Constitución del 24, la del 57, la del 17, los escudos, leyes y decretos.

 

Les agradezco muchísimo, señora Presidenta del Senado, Secretaria de Cultura, las lindas senadoras, los funcionarios del Gobierno, del INAH, el caballero bendito entre las mujeres, senador, díganle que les consienta, nos consienta, y a todos los demás, muchísimas gracias por su atención.

 

Me extendí más, nunca dedico tanto tiempo, pero me acuerdo de Luis del Toro y es un personaje que yo quiero mucho, porque tuvo la misma valentía de aquel que denunciaba.

 

Muchísimas gracias y bonito día.

 

--o0o--