Senado de la República

COORDINACIÓN DE COMUNICACIÓN SOCIAL


Participación del gobernador de Morelos, Graco Ramírez, en foro de analisis de la reforma energética.
Celebro la pertinencia de estos foros. En la Reforma de 2007-2008 privilegiamos el diálogo. La polarización no sirve, polarizar paraliza y deja las cosas como están.
Observo voluntad política en 3 de las principales fuerzas representadas en el Congreso de la Unión. Tres propuestas sobre reform energética que deberán ser tomadas en cuenta para hacer posible que PEMEX siga siendo la principal empresa del Estado.
Diagnóstico.
1.    Desde la Reforma al Artículo 27 Constitucional en 1960 PEMEX bajo el modelo de sustitución de importaciones paso a ser el ente principal para los ingresos del gasto púbico.
Reconocer que ese periodo se desarrolló la ingeniería, refinerías, complejos petroquímicos, y se consolidó la producción de petróleo ligero para el impulso industrial del país.
A partir de la visión neoliberal PEMEX empezó su desmantelamiento.
2.    Reforma salinista de PEMEX
Con la publicación de la Ley Orgánica de Petróleos Mexicanos y Organismos Subsidiarios de 16 de julio de 1992, se dio paso a una nueva estructura integrada por cuatro empresas públicas interdependientes, bajo la lógica de privatizar. Estas empresas fueron reorganizadas de manera que la estructura tradicional de las subdirecciones operativas se convirtió en divisiones especializadas, estructuradas por líneas de negocios. De esta manera fueron creados: PEMEX Exploración y Producción, PEMEX Refinación, PEMEX Gas y Petroquímica Básica y PEMEX Petroquímica.
3.    Pidiregas
El esquema de Zedillo resultó tener un coste muy elevado ya que eran financiados por empresas privadas, para quienes se aseguraba el pago, con detrimento de las finanzas de PEMEX. Para 2007 la deuda de Pidiregas era de 62 mil millones de los cuales 50 mil millones correspondían a PEMEX. En un período que abarca de 1997 a 2008, el crecimiento de PEMEX fue limitado, hubo pérdida de oportunidades y reactivación de la inversión hacia las actividades exploratorias.
4.    Ingresos fuera de impuestos
La utilidad antes de impuestos de PEMEX es de 905 mil 246 millones de pesos. Mientras que los impuestos y derechos que paga al fisco ascienden a 902 mil 646 millones de pesos.
Así, los ingresos petroleros representan 33 centavos de cada peso del Presupuesto. Sólo los derechos de hidrocarburos (852 mil 151 millones) superan lo que Hacienda recauda en ISR, IETU e IDE juntos (750 mil 595 millones).
En el Presupuesto de 2013 se destinaron 514 mil 669 millones de pesos para PEMEX.
5.    Participación PIB
Los ingresos petroleros representan 7% del PIB.
Los ingresos petroleros representan el 33% del Presupuesto.
6.    De cada peso, cuántos centavos, barriles de crudo
El costo total de producción en aguas someras oscila entre 6 a 16 dólares por barril. El costo en los campos terrestres convencionales oscila entre 4 y 12 dólares por barril. El costo en los no convencionales, como Chicontepec oscila entre 15 y 24 dólares por barril.
7.    Cadereyta y Minatitlán
Los trabajos en Cadereyta estuvieron inscritos en el magno proyecto de reconversión y modernización de las refinerías de Pemex, que pretendió llevar adelante el gobierno de Ernesto Zedillo y que buscó disminuir la importación de gasolinas, diesel y otros productos. Pero, presuntamente debido a los malos manejos, los costos de la reconversión de Cadereyta se incrementaron de mil 160 millones de dólares a 2 mil 160 millones. En la refinería de Cadereyta se adjudicaron contratos de manera ilegal y los contratistas se condujeron fuera de los términos establecidos en los concursos, puesto que se emplearon materiales de baja calidad que ahora han derivado en la mala operación de las plantas y continuos accidentes.
En el momento en que se lanzó la licitación para la refinería de Minatitlán se tenía prevista una inversión aproximada de mil 700 millones de dólares, sin embargo, esta cifra se incrementó hasta 3 mil 500 millones. Pemex gastó mil 859 millones de dólares más de lo contemplado en un inicio, lo cual representó 109.4 por ciento de incremento. Además, el término de la reconfiguración se esperaba en 2008 y fue terminada tres años después en 2011.
8.    Reservas y producción de hidrocarburos
9.    2008, reforma posible
De 2008 a la fecha, se ha buscado el fortalecimiento de PEMEX para un desarrollo más eficiente del potencial de hidrocarburos en México, mediante mejores prácticas de gobierno corporativo, nuevos esquemas de contratación y mayor flexibilidad financiera.
En realidad, la propuesta de Felipe Calderón de 2008, sí era privatizadora. Desde entonces señalé que era necesario dejar atrás el régimen fiscal que se instauró en el gobierno de López Mateos, que aseguró los ingresos petroleros para financiar gasto público.
10.    Sobreexplotación Cantarell
De 1970 a 1996, se tiene un período de crecimiento y estabilidad en todos los sectores de la industria. En éste, se inició la participación en el mercado internacional, así como de estabilidad en la operación. Esta etapa se vincula con el descubrimiento de Cantarell y la expansión de los negocios de refinación y petroquímicos en la década de los 70’s. De 1997 a 2008 comienza la reducción de reservas y declinación acelerada de principales campos.
Cantarell era el campo marino más grande el mundo. El nivel máximo de producción que alcanzó fue de 2.2 millones de barriles diarios, inmediatamente después inició su declive en un ritmo acelerado. A dos años de la administración de Calderón (2008) se habían extraído más de las tres cuartas partes de las reservas originales del yacimiento.
Cantarell llegó a aportar en 2004 el 63% de la producción nacional. La decisión de Fox de inyectarle nitrógeno aceleró su debacle, fue voraz su explotación. Entre Fox y Calderón las plazas de alto mando en PEMEX alcanzaron niveles históricos, abandonando la producción de pozos maduros y desmantelando el IMP, dejando en el olvido la escuela de ingenieros petroleros mexicanos que eran ejemplo a nivel mundial.
11.    Contratos incentivados
Con base en la reforma de 2008, el artículo 60 de la Ley de Petróleos Mexicanos establece que PEMEX y sus organismos subsidiarios podrán celebrar con personas físicas o morales los contratos de obras y de prestación de servicios que la mejor realización de sus actividades requiere, con las restricciones y en los términos del artículo 6o. de la Ley Reglamentaria del Artículo 27 Constitucional en el Ramo del Petróleo.
Las remuneraciones que en dichos contratos se establezcan serán siempre en efectivo, por lo que en ningún caso podrá pactarse como pago por los servicios que se presten o las obras que se ejecuten, un porcentaje de la producción o del valor de las ventas de los hidrocarburos ni de sus derivados o de las utilidades de la entidad contratante. No se otorgarán derechos de preferencia de ningún tipo para la adquisición del petróleo o sus derivados, o para influir en la venta a terceras personas.
La decisión de mantener la propiedad de los recursos, es una de las determinantes en el diseño de contratos en todo el mundo. Un contrato mal diseñado difícilmente podrá garantizar que dicha nación la aproveche óptimamente.
En un contrato como los que impulsamos, la producción a boca de pozo nunca se comparte ni se divide, es en su totalidad propiedad del Estado. El contratista no es dueño de nada hasta el momento en que el Estado lo retribuye con un porcentaje de la misma, fijado de acuerdo con un precio previamente pactado en el contrato. De tal suerte, el contratista, no es propietario de nada, ni es exacto decir que el Estado “comparte” la producción con el contratista. Lo que genera el contrato a favor del contratista es un derecho de crédito oponible contra el Estado contratante, consistente en un porcentaje de la producción. Este pago es de origen convencional y no confiere al contratista derecho alguno sobre los recursos en el subsuelo, ni en la boca del pozo.
12.    Reforma 2008
No se trata del financiamiento, pues se sabe que una fuerte industria nacional puede financiarse mejor que las trasnacionales. El problema consiste en la capacidad operativa y la tecnología.
No habría dilema entre desarrollar la industria propia o llamar a las trasnacionales si no fuera por dos factores: la prisa en aumentar los ingresos públicos de procedencia petrolera y la perniciosa idea de que el país no puede hacerlo.
Cuando se abrió Cantarell, Pemex no era experto en yacimientos marítimos. Hoy lo es.
Los artículos 60 y 61 de la Ley de Petróleos Mexicanos fueron propuestas hechas directamente por la izquierda, en la pasada reforma de 2008.
El artículo 61 señala que en la realización de contratos, Pemex no concederá derecho alguno sobre las reservas, se mantendrá en todo momento el control y dirección de la industria, las remuneraciones a los contratistas serán siempre en efectivo por lo que en ningún caso podrá pactarse como pago un porcentaje de la producción o del valor de las ventas de los hidrocarburos ni de sus derivados o de las utilidades de la entidad contratante, no se suscribirán contratos que contemplen esquemas de producción compartida ni asociaciones en las áreas exclusivas y estratégicas a cargo de la Nación. Además, los contratos que no observen las disposiciones legales serán nulos de pleno derecho.
13.    No es el modelo Petrobras
No se propone el modelo Petrobras de abrir capital accionario privado, sino de  capitalizar la empresa. En cambio, el modelo francés de GDF Suez funciona como una empresa de estado, exitosa.
14.    Propuesta PAN
La propuesta del PAN colocaría a PEMEX como una empresa más, Statoil y Petrobras se plantearon ese modelo, ambas empresas siempre han sido ejemplo panista y de no pocos grupos empresariales, donde participan de concesiones de campos otras empresas privadas.
15.    Reconocimiento a reforma hacendaria (Reforma Progresiva)
La propuesta de EPN en la reforma hacendaria, señala una reducción de 10% a la carga fiscal de PEMEX, considero que habría que ir más adelante estableciendo tasas competitivas para la complejidad de yacimientos. Amortiguar que los ingresos de la renta petrolera ya no serán casi la mitad, como hoy día. PEMEX tendrá la oportunidad de reinvertir utilidades y de evitar que la SHCP fije precios a los productos que se procesan en dicha empresa.
El Artículo 27 de 1940.
16.    Red nacional de ductos
Es indispensable hacer más transparente la relación contractual para darle un impulso a la industria petrolera. Además, que privados puedan construir ductos y operar concesiones con PEMEX para dar un gran salto, sobre todo en el centro y sureste del país. La importancia de concretar una red nacional de ductos es que terminaría con el oligopolio carretero de pipas que cuesta 20% más que hacerlo por ductos y que además es más seguro.
17.    Empresas privadas
Actualmente, las siguientes empresas participan con contratos en PEMEX: Halliburton, Weatherford, Schlumberger, Baker Hughes, Petrofac, empresas mexicanas como ICA Fluor, Diavaz, Grupo R y Swecomex, entre otras.
18.    Sí al artículo 27 (para contratar tendido de ductos)
Es pertinente volver al texto original del artículo 27 de 1940 porque tenemos que diseñar un marco constitucional para hacer posible el modelo de utilidades compartidas, que no de riesgo. Que preserve la renta petrolera como propiedad de la nación. Es decir, que quien contrate con PEMEX para explorar y preservar no se adjudique a sus activos el potencial del valor del yacimiento. La reforma de Peña es pertinente ya que puede dar sustento a la propuesta de contratos hecha por la izquierda.
19.    No al 28
No es necesaria la reforma del artículo 28 porque implica que se quiten las condiciones de estratégico a los sectores petrolero y eléctrico. Asimismo, abre la posibilidad de que el Estado sea totalmente desplazado de los sectores que ahora gestiona PEMEX y CFE de manera exclusiva, por encomienda del Estado. Hay que preservar el carácter estratégico y evitar el desmantelamiento de la empresa.
20.    PEMEX como empresa de estado
La seguridad energética no puede estar sujeta al mercado, es el Estado. La firma del compromiso 57 del Pacto por México está dirigida a realizar una reforma energética que sea motor de inversión y desarrollo. Se acordó que se realizarán las reformas necesarias para transformar a PEMEX en una empresa con la capacidad de competir en la industria, así como para crear un entorno de competencia en los procesos económicos de refinación, petroquímica y transporte de hidrocarburos, sin privatizar las instalaciones de PEMEX.
21.    Consejo profesional, sin sindicato
Habría que participar en la propuesta de un consejo de administración con consejeros profesionales, quitando a los del Sindicato, que es patente de líderes y no de los trabajadores.
22.    Perforación, exploración
Aguas profundas ha tenido una inversión de aproximadamente 6 mil millones de dólares (80 mil millones de pesos). El costo promedio de un pozo exploratorio en aguas profundas es más de 8 veces el costo promedio de un pozo exploratorio terrestre. El costo por barril de petróleo crudo puede llegar hasta los 40 dólares por unidad, dependiendo de la complejidad. Los costos promedio por pozo en aguas profundas casi se cuadruplicaron en la última década. El incremento en los costos se atribuye tanto al incremento en la complejidad, como a la inflación de los servicios e insumos requeridos.
Se han terminado 18 pozos, 11 productores de los cuales, ocho incorporaron o reclasificaron reserva, con un porcentaje de éxito geológico de 61% y un éxito comercial de 44%.
Entre 2012 y 2016, Pemex planea perforar 31 pozos exploratorios y adquirir más de 36,000 KM2 de sísmica 3D.
De manera conjunta, Aguas Profundas y recursos No-Convencionales representan alrededor del 75% de los recursos prospectivos del país.
En aguas profundas, Pemex tiene un portafolio importante de activos. No obstante, su  desarrollo y primera producción tomará varios años.
23.    Industrial y División sustentable
El horizonte es de ochenta años para darle valor a los hidrocarburos. A partir de la mitad de este siglo, serán las energías renovables las que prevalecerán.
24.    Impulso a la investigación y tecnología mediante el IMP
Es indispensable generar grandes inversiones complementarias en PEMEX, recuperar el papel del IMP y abrir la división de energías renovables a partir de la renta petrolera.
25.    PEMEX no está quebrado
México tiene un gran potencial petrolero: a corto plazo en recursos convencionales (Sureste) y a mediano y largo plazos en áreas más complejas como son aguas profundas y yacimientos no convencionales (“shale gas”).
26.    No invertir en refinerías
Existe una sobre oferta de refinerías en Estados Unidos, en el mercado norteamericano es posible encontrar refinerías entre 3 mil y 4 mil millones de dólares. Se estima que la refinería de Tula, Hidalgo puede costar de 12 a 15 mil millones de dólares.
27.    Ventajas de maquilar en refinerías privadas
Las ventajas de refinar petróleo crudo en Estados Unidos se resume en reducción de costos por barril de petróleo crudo refinado y mayor eficiencia operativa (Deer Park, asociación entre Shell y Pemex es el mejor ejemplo). Pemex refinación perdió más de 100 mil millones de pesos en 2012 como resultado de su mala operación.
28.    Explotación de gas y crudo pesado
Debido a que la era de la extracción de petróleo ligero y de fácil extracción se encuentra en declive, debería servir como referente para avanzar rápidamente hacia la transición energética.
29.    Conclusiones
El tratamiento fiscal hacia Pemex debe nacer del concepto de “empresa pública de carácter productivo”, tal y como lo establece el Pacto por México. Ello implica que una tasa impositiva sobre las ganancias o utilidades que después de impuestos, le permita reinvertir en proyectos productivos que vayan orientados no sólo a la extracción de petróleo crudo en hidrocarburos convencionales y no convencionales (aguas profundas, shale gas y shale oil), sino también, a la elaboración de petrolíferos y petroquímicos, así como a infraestructura para distribución, transporte y almacenamiento; investigación y desarrollo tecnológico e incluso para internacionalizar a Pemex.
Es necesario establecer metas de incorporación de energías renovables para la generación de electricidad. La energía sustentable es más barata.
Es necesario erradicar la corrupción de arriba a abajo o viceversa. Esto implica, transparentar la relación de la Administración de Petróleos Mexicanos con el Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana. De igual forma, es menester combatir la corrupción de altos funcionarios que aprovechando su jerarquía han abusado de su condición para obtener sobornos multimillonarios en detrimento del patrimonio nacional de Petróleos Mexicanos.
Resulta primordial construir a partir de hoy una nueva visión de consumo energético, un país que consuma menos energías fósiles, que son finitas, no lo olvidemos. EU nuestro principal comprador de petróleo, se ha preparado para que en un horizonte de tres años (para el 2017) serán autosuficientes en gas natural y por ello, sustituir el consumo petrolero, para que no dependan de este recurso no renovable. Es un tema de seguridad energética para ellos y debe ser para nosotros.
Por lo que observo de nuestras propuestas en la reforma hacendaria, es evidente que las fuerzas progresistas de izquierda somos determinantes en la agenda nacional. Con mi experiencia como legislador propongo que vayamos al debate. No hay que evadirlo, es la esencia de la izquierda. Estamos aprendiendo a ser demócratas. Hoy ya no hablamos de enemigos, ya se cayó el muro de Berlín.
Tenemos principios y propuestas suficientemente sólidas que pueden hacer de Pemex un referente internacional. La estrategia debe ser clara.