*  El Instituto y el sindicato están actuando en complicidad violando derechos de los trabajadores

 

Conferencia de prensa del senador Benjamín Robles Montoya acompañado por trabajadores del IMSS en donde manifestaron el abuso de las autoridades del Seguro Social mediante suspensiones arbitrarias y despidos injustificados.

 

Benjamín Robles Montoya, (BRM): Está inscrito un punto de acuerdo que presenta un servidor para insistir en la comparecencia del Director del Seguro Social, ahora para que informe sobre diversas problemáticas que han sido denunciadas por trabajadores de este Instituto.

 

Quiero abordar, antes de ceder el uso de la palabra a mis compañeros trabajadores del Seguro Social, dar un contexto de lo que presentamos en este punto de acuerdo.

 

Como ustedes recordarán, presentamos hace tiempo una denuncia en esta Comisión Permanente sobre la situación de los recursos de cesantía y vejez en las cuentas de Afores de miles de trabajadores y ex trabajadores del Seguro Social, y ex trabajadores del Seguro Social, quienes desconocen el destino y el manejo que se ha venido dando a esos recursos, y en esta ocasión venimos nuevamente dando, como lo expresaba hace un rato, a darle voz a los trabajadores para denunciar los casos de acoso laboral del que han sido objetos por parte del propio Instituto y del Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social.

 

Los trabajadores vienen a denunciar  los despidos y también las suspensiones arbitrarias de que han sido objeto por parte del Instituto con motivo de supuestos conflictos sindicales, dicho de otra manera son despedidos y suspendidos de sus fuentes de trabajo por órdenes del Sindicato sin haber cometido ninguna falta en contra del Instituto, por eso digo que tanto el Instituto, el Sindicato, fundan esta perversa actuación en las cláusulas 61 y 62 del contrato colectivo de trabajo que se sustentan en el artículo 395 de la Ley Federal del Trabajo.

 

Pero resulta, y es importante aquí subrayarlo para llamar la atención de ustedes, resulta que desde el 2001 la Suprema Corte de Justicia de la Nación emitió una jurisprudencia en la que señala que dicho artículo es inconstitucional, la jurisprudencia se titula para más detalles de todos ustedes, cláusula de exclusión por separación, los artículos 395 y 413 de la Ley Federal del Trabajo que autorizan respectivamente su incorporación en los contratos colectivos de trabajo y en los contratos de Ley son violatorios, así lo señaló la Corte, de los artículos quinto, noveno y 123 del apartado A, fracción 16, de la Constitución Federal, es decir dicha jurisprudencia señala que el artículo 395 de la Ley Federal del trabajo transgrede el artículo quinto constitucional que establece que sólo, únicamente puede privarse a un persona de su trabajo lícito por resolución judicial cuando se afecten los derechos de tercero o por resolución gubernativa dictada en los términos que señale la Ley.

 

Por esos señalamos que a pesar de esto, los trabajadores que han sido objeto de una sanción de carácter sindical son suspendidos o son despedidos por el IMSS sin haber cometido falta alguna de carácter institucional.

 

De esta forma, lo vuelvo a subrayar, el Seguro Social se convierte en el brazo ejecutor de las sanciones del sindicato, hay una relación perversa, ambos en complicidad están cometiendo estos ilícitos y con esto, por lo tanto, se violentan los derechos de los trabajadores, se afecta su ingreso, se afecta su patrimonio, y se afecta también el de sus familias, pero además, resulta, que se generan afectaciones a los derechohabientes, ya que la atención médica, los procedimientos médico-quirúrgicos pues se ven interrumpidos porque no se hace en ningún momento la suplencia del trabajador separado de su puesto, difiriendo, y entonces, también, reprogramando exámenes de laboratorio, de gabinete por ejemplo o revaloración preanestésica del paciente programado a cirugía poniendo, por lo tanto, también en riesgo la salud y vida de los pacientes.

 

Hay un caso emblemático con el que quiero concluir esta parte de mi intervención para ceder la voz a los trabajadores, un caso emblemático que vale la pena comentar, de esta represión ejercida por el Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social y de la propia autoridad del seguro.

 

Es el caso de Martha Medina Gómez, ella es trabajadora sindicalizada, con categoría de auxiliar de enfermera general con 26 años de antigüedad, esto se da en el contexto de que el 15 de diciembre de 2016 acudieron a la unidad de medicina familiar número 93, ubicada en Cerro Gordo en Ecatepec, en el Estado de México, ocho personas que se presentaron, esas ocho personas, como enviados del director general del Seguro Social a comunicarle a esta enfermera que estaba despedida y que debería abandonar el centro de trabajo de manera inmediata ya que a partir de ese momento dejaba de ser trabajadora del Seguro Social.

 

Esto, por su puesto, sin mayor fundamento, sin motivación, sin sustento administrativo contractual, sin queja o denuncia de algún derechohabiente; es decir, de manera unilateral se dio un abuso de autoridad violando la constitución, como ya lo he señalado, la Ley Federal de Trabajo y una serie de elementos que todos debemos reconocer como derechos humanos pisoteados.

 

Es este tipo de denuncias las que hemos venido recibiendo en el Senado, en la oficina de un servidor, y por lo tanto con mucha firmeza nosotros reiteramos el compromiso con estos trabajadores y siendo también este Senado de la República, de puertas abiertas, le cedo el uso de la palabra para que puedan plantearle aquí a nuestros amigos de la fuente del Senado, para que se sepa lo que está pasando en el Seguro Social y es la razón por la cual, otra vez, estamos solicitando la comparecencia.

 

Qué raro, de verdad, que hayan salido varios puntos de acuerdo y todavía está durmiendo el sueño de los justos un punto de acuerdo que presentamos prácticamente al inicio de este periodo de Comisión Permanente, pareciera que hay un grupo de senadores que están protegiendo al director del Seguro Social, hay que alzar la voz, y nosotros en el PT alzamos la voz, le damos el uso de la palabra a los trabajadores.

 

Pues, muchísimas gracias a todas y a todos por su atención.

 

---000---